21 de octubre de 2010

Somos poetas



Para los compañeros; hermanos suicidas que se lanzaron al precipicio. Salud!

W.






Le debemos al fisco
vamos al supermercado
pedimos carne molida,
queso Gouda, jamón;
tomamos carros públicos y autobuses
aunque los hay aparejados
en sus autos, barcos, nubes
inclusive los hay políticos
hipócritas vestidos de traje
con cientos de publicaciones
y siquiera alguna palabra sincera
haciendo "Glu glu glu"
sobre telas de movimientos
tan absurdos como ellos.

Compramos a crédito
así como estamos en el Cicla,
nos embargan, humillan, sorprenden
se nos va la luz (Cultura nacional)
interrumpiéndonos el planchado,
el bañarnos bajo la ducha
aprisionándonos a la cubeta;
tenemos 8 a 5 de lunes a viernes
nos pasan a buscar
botella en mano;
dominó a la vista;
malecón, Parque Duarte, cinema,
colmadón (botella en mano),
las 2:00 A.m. y la misma policía.

También tomamos clases
filosofía del derecho, photoshop,
biología IV, redes II;
en general somos necesitados,
algunos de dinero, poder, atención,
corazón, prudencia
los hay que necesitan callarse;
despertar de ese ego de poeta muerto;
algunos que necesitan bañarse;
unos que necesitan aprender a escribir,
saludo, cuerpo, conclusión o despedida y firma
"Glu, glu, glu";
podemos ser los que pidan la presidente fría
o los que aún no tienen BB pin.

Somos tangibles, erráticos, comunes
con cédula de identidad y electoral
hacemos las filas, como todo mundo;
muchos piensan que somos aves migratorias
dadores de vida a puertos de pescadores,
ladrones de novia con excusa
porque cargamos la Ley del más leído del curso
y entonces todos caen a nuestros pies
aunque la verdad sea menos placentera,
tener que levantarse a las 5:40 Am
a esperar el autobús con aire al trabajo
vestidos de monos cobradores, doctores,
abogados grises, ingenieros, políticos en ascenso.

Aunque también menstruamos
nos quedamos en silencio en las filas
mientras cualquier cosa pasa
apelamos a jodernos los días,
lo que nos resta de vista
detrás de lentes a veces guardados,
para no chocar con el medio ambiente
de jeans por debajo del culo
y gorras New Era de los Yankees
llenando papeles en blanco;
corazones en blanco;
de palabras con frio y desidia
mientras esperamos que baje la fila
bajarnos del autobús
en la esquina del trabajo
esperando que un ladrón
no se lleve con el bulto los poemas
que por simple que somos
llevamos camino al trabajo.



A.W.
10

4 comentarios:

Franklin P dijo...

Gracias Poeta

Proyecto Madrugada dijo...

Somos poetas, hermano... aunque nos roben los bultos, cierren las noches, y las bocas y nos pinten las paredes...

para que decir demasiado, es nuestro oficio...

Gracias hermano

Avalon's Butterfly dijo...

Oh poeta... Verdaderamente

Argénida Romero dijo...

Todo lo que dices y más, y a veces menos.